La mayoría de aplicaciones para certificados digitales, sólo reconocen el DNIe y los de la FNMT, y funcionan únicamente con Internet Explorer

La parte electrónica del DNI electrónico, se diseñó para permitir a sus propietarios autenticarse en el acceso a aplicaciones informáticas, o firmar electrónicamente cualquier documento.

Además del DNI electrónico, otros certificados digitales permiten autenticarse en aplicaciones y firmar documentos con la misma validez que provee el DNI electrónico. En la web del Ministerio de Industria Turismo y Comercio (Mityc), puede verse una relación de los Prestadores de Servicios de Certificación reconocidos en España, así como las categorías de servicio que ofrecen.

Cuando hablamos de “Autenticarse”, nos referimos a mostrar nuestras credenciales de identidad, de modo que el sistema de gestión de privilegios de la aplicación pueda determinar si tenemos derecho a acceder.

En cuanto a la firma electrónica, se refiere a poder firmar documentos digitales a distancia, con el mismo soporte legal que la firma manuscrita, pero evitando colas, desplazamientos, esperas tediosas, o acumulo de papeles.

Cada vez son más los servicios disponibles para certificados digitales, aunque en la mayoría de los casos atienden a su uso como herramienta de autenticación, pero no de firma electrónica. Administración y Banca andan a la cabeza, en el despliegue de portales que permiten autenticarse usando Certificado Digital. En el caso de banca, se usa para acceder a los sistemas de “Home Banking”, y en el caso de Administración, para acceder a los entornos donde se pueden llevar a cabo los trámites, o consultar datos personales.

En el caso de su uso como herramienta de firma electrónica, la Administración es quien más trámites ha habilitado, probablemente apremiada por la obligatoriedad de cumplir con la Ley 11/2007, de Acceso Electrónico de los Ciudadanos a los Servicios Públicos.

Casi todos los servicios disponibles se despliegan a través de web. Analizando una muestra relevante de estos servicios, hemos detectado que en la mayoría de ellos, atienden tan solo a usuarios de Internet Explorer, y reconocen únicamente el DNI electrónico, y el certificado digital de la FNMT (popularmente conocido como “El de Hacienda”, al distribuirse desde las delegaciones de la AEAT).

En lo que se refiere a la compatibilidad con los navegadores, tan solo hay que echar un vistazo a las tendencias estadísticas en el último año, para averiguar que esta no es una estrategia que contribuya a estimular su uso.

Analizando datos entre abril del año pasado y abril de este año, vemos lo siguiente:

  • Los usuarios de Internet Explorer decrecen rápidamente (a pesar de un extraño repunte en España entre marzo y abril)
  • Los usuarios de Firefox decrecen más lentamente
  • Los usuarios de Chrome crecen rápidamente

Esta gráfica muestra la tendencia a nivel mundial:

Source: StatCounter Global Stats – Browser Market Share

Y esta otra en España:

Source: StatCounter Global Stats – Browser Market Share

Este hecho puede condicionar el éxito de los servicios desplegados, pero al fin y al cabo es una cuestión de responsabilidad del propietario del servicio, que deberá decidir si abrir el abanico de Navegadores desde los que se puede acceder al servicio, es una inversión rentable.

Sin embargo, si entramos a analizar el reconocimiento de los certificados digitales, el tema es más peliagudo. El peaje que debe pagar un Prestador de Servicios de Certificación para llegar a ser reconocido, es demasiado duro como para que a la hora de la verdad, los servicios no reconozcan los certificados que emite. En el caso de servicios públicos, gracias a la plataforma @firma, esta carencia se está subsanando, aunque siguen existiendo muchas excepciones. Sin embargo en el caso de la mayoría de servicios privados, los únicos certificados digitales reconocidos siguen siendo los del DNIe, y los emitidos por la FNMT.

¿Para qué ha servido definir todo un sistema de reconocimiento de Prestadores de Servicios de Certificación, con las dificultades de adecuación que conlleva, si a la hora de la verdad las aplicaciones solo dan servicio al DNI electrónico, y los certificados digitales de la FNMT ? Me pongo en el pellejo del resto de Prestadores de Servicios de Certificación Españoles, y no deben estar especialmente satisfechos con este dato. Esto les obliga a poner recursos dedicados a analizar los servicios disponibles en el mercado, y negociar de forma recurrente el reconocimiento de sus certificados.

En isigma, hemos lanzado dos productos cuyo propósito es facilitar la integración de un sistema de autenticación, o firma de documentos.

Ambas soluciones, están diseñadas para ser independientes del navegador web utilizado, y reconocen casi todos los certificados digitales españoles, y muchos internacionales. Además, incorporar nuevos certificados es un proceso sencillo, que con el apoyo del prestador de servicios de certificación no debe extenderse a más de una semana. Si algún prestador lee esta entrada, y no localiza alguno de sus certificados digitales, le invitamos a contactar con nosotros.

¿Te ha gustado esta entrada? Si es así, haznos un favor y compártela en tus redes sociales, utilizando los controles de más abajo.

Esta entrada fue publicada en Legislación, normas y estándares de la firma digital, Usos de la firma electrónica y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.